Los catalanes, en general, nos mostramos cautos en nuestras relaciones humanas y profesionales pero siempre nos volcamos de todo corazón a recibir al foráneo, al amigo y compañero alrededor de una mesa bien puesta.

Las comidas son un hecho muy presente en las relaciones amistosas, familiares o profesionales, constituyen un hábito indisociable del hecho de encontrarse, bien por razones de trabajo y empresa, bien por razones de amistad y familia. Una comida constituye un espacio de tiempo entrañable para convivir, fortalecer las relaciones o forjar una amistad.

> Menús La Venta