Ca l’Isidre

Isidre Gironès y Montse, su esposa son una pareja a quien apreciamos de verdad, dos personajes de la restauración barcelonesa a quien admiramos de corazón.

En su restaurante de la calla de las Flors es un autentico emblema en una Barcelona en la que los emblemas son un poco raros. Por eso valoramos tanto el camino hecho por esta casa. Conseguir este carácter es una tarea que requiere años de trabajo bien hecho. Esta casa es el símbolo de una parte de la vida de nuestra ciudad.

Hemos comido allí muchas veces y siempre muy bien. Ca l’Isidre es un referente para la gente de aquí y también para visitantes foráneos que llegan con el anhelo de conocer la buena culinaria barcelonesa y catalana.

El trabajo bien hecho por Montse e Isidre ha sido la razón de la lucidez y de tantos años de camino, un camino forjado de relaciones emotivas. Decimos emotivas porque Ca l’Isidre es un restaurante que siempre se ha mantenido en la memoria de la gente que ha amado la buena cocina, y la cocina, sin emoción, no es nada.

Restaurant Ca l’Isidre  –  Barcelona